Retro chuches

Ahhh, la tienda de chuches, es entrar y te embriaga ese olor a toda clase de delicias de colores vivos y atrayentes, es como un Valhalla para infantes, sin hidromiel ni jabalíes, pero con cosas mejores. Esta especie parque de atracciones de los sentidos ha cambiado mucho de veintipico años hasta ahora. Las técnicas para vendernos el caramelo son mucho más avanzadas y todo en el envase está calculado al milímetro en la mayoría de las ocasiones.

tienda chuches

Retomando el carácter retro que siempre ha tenido este blog, en la línea de aquellos juguetes ochenteros que os presenté hace un tiempo, os traigo un pequeño repasete por aquellas chucheridas españolas que guarreaban nuestros inocentes y virginales estómagos a la chavalería de los ochenta. Algunas han desaparecido y otras se siguen viendo, pero adaptadas a los nuevos tiempos. Vamos allá:

1.- Los gusanitos

gusanit_sal_35g_giras_G

Cuando un material es bueno resiste impasible transcurrir de los años, es el caso de nuestros bienamados gusanitos. El primer piscolabis que los niños realmente pequeños alternan con el chupete, ya que son blanditos, naturales y suavecitos para el estómago. Sal de paseo por un parque y niño en carrito que ves, bolsa de gusanitos que porta, eso es así. Yo sigo comiéndolos, así que podría decir que llevan treinta años conmigo. El envase actual es más colorista, pero el gusanito sabe igual que entonces. Claro que ahora  hay variaciones –al ketchup, a la mostaza, al ajo arriero- pero el buen gourmet sabe apreciar el sabor original en toda su magnitud.

2.- Los cigarrillos de chocolate

cigarros choco

Antes los padres fumaban. Lo hacían porque se llevaba, porque en aquella época fumar era lo más moderno que había, a las mujeres les gustaba que un hombre sacara su varonil paquete de Ducados y se encendiera un cigarro. El niño, embobado e inconsciente, captaba la poderosa vibración de molonismo que transmitía su padre y quería copiarlo como fuera. Solución: explicarle que el tabaco es terriblemente malo y peligroso para la salud comprarles un paquete de cigarrillos de chocolate. De nombres ligeramente modificados, igual pillabas unos Trucados, unos Parlboro o unos Canel. En otras ocasiones se respetaba el nombre y diseño de los originales y no había demandas de las tabacaleras ni nada, eso son cosas modernas.

3.- Los palotes

palotes

Siguen siendo los mismitos de hace veinte años. El envoltorio ha cambiado muy poco y el caramelo sigue siendo de ese sabor fresa que nunca voy a olvidar (es curioso lo que la mente se empeña en conservar). Muy blanditos cuando eran recién traídos a la tienda, bastante duros cuando se notaba que llevaban un tiempo por allí, había que mascar un poco más para ablandar pero, eso sí, quedaba irremediablemente pegado al cielo de la boca. Un poco de trabajo de lengua y a seguir disfrutando.

4.- Los caramelos de Drácula

Drcula

Si alguna vez has probado estos caramelos, seguro que los recuerdas. Son aquellos que te dejaban la lengua de un rojo intenso, pero sobre todo era el sabor que tenían. Es inexplicable, simplemente el mejor caramelo de fresa que he comido jamás. He escuchado que se siguen haciendo, pero llevo años sin verlos. De verdad, si los veis, no dejéis de probarlos. Ambrosía pura.

5.- Los chimos

lifesavers3

¡Que vuelvan ya! Es muy difícil si no imposible encontrar una imagen en internet de los chimos auténticos. Son un agujero rodeado de delicioso caramelo, como decía aquel anuncio. Y delicioso de verdad, cada paquete contenía unos tres caramelos de cada sabor y unos cinco sabores diferentes. Recuerdo que mi favorito era el de color morado, nunca le daba a nadie del morado, los de naranja los repartía con bastante más alegría, la verdad. ¡Buenísimos! PD: Los de la imagen son otra marca, pero de idéntica forma.

6.- Los sugus

chuche_sugus

Aquí una breve referencia porque son conocidos de sobra por todos. Se siguen fabricando y el envoltorio es exactamente igual. Están buenísimos y son de una textura similar a los palotes. Mi abuelo siempre tenía sugus para darme, así que yo quería a mi abuelo un montón. Los abuelos de ahora dan a sus nietos Werter’s Original.

7.- El Frigurón

friguron

Aunque no es una chuche en el sentido estricto de la palabra, tampoco es un helado en el sentido Häagen-Dazs de la palabra, así que hago una excepción. El Frigurón es el helado de Frigo más olvidado y menospreciado por la gente, cuando a mí me flipaba. Lo sacaron en homenaje a la película de moda y no tenía un sabor definido. Era azul y me gustaba más que el Frigopié e incluso que el Frigodedo. Además, la forma de tiburón era de lo más molón que podías comprarte por 35 pesetas, mucho más que el Twister o el Calippo y más o menos igual que el Drácula, otro clásico entre los clásicos.

8.- Los cubiletes de pica pica

picapica

Por cinco duros tenías un cubito pequeño de plástico lleno hasta los topes de pica pica. El mecanismo estaba claro, destapar, chupar el dedo, meterlo en el cubito, sacarlo lleno de pica pica y a la boca. Lo mejor era que duraba una barbaridad y era de sabor intenso, pero soportable. Aquí los tenéis con monstruos, pero se vendían sin nada.

9.- El Fresquito

fresquito01

Después de acabarte el cubilete con pica pica tenías el dedo como una pasa sultana, así que los espabilados de Caramelos Fiesta idearon el legendario Fresquito. Tu dedo ya no iba a sufrir más además de que nunca supo tan bien. Un concepto sencillo, pero a alguien tenía que ocurrírsele, claro. Una piruleta con forma de dedo sustituye a tu índice y aporta un nuevo sabor al pica pica, bastante suave en esta ocasión. Muy bueno.

10.- Los caramelos Pez

caramelos-pez

Acabo ya con una leyenda viva de los caramelos a nivel internacional. Los caramelos Pez son mundialmente conocidos por sus múltiples sabores, pero más aún por sus dispensadores, de lo más variopinto. Ya sabes, tiras de la cabeza hacia atrás y el dispensador te sirve un minúsculo pero delicioso caramelito. Hay de todos los motivos imaginables y por imaginar, de todas las series y personajes infantiles. Ignorante de mí, el primer dispensador de Pez que dejé que me compraran fue de Hello Kitty, pero bueno, mi virilidad no podía quedar aún en entredicho y por otra parte yo ignoraba que fuera para niñas. Recuerdo claramente que venía con cinco recambios y eso para mí era lo más grande en caramelos. ¡Qué recuerdos!

Dejo un montón de cosas en el tintero, pero me he autoimpuesto el límite de diez para no hacer esto demasiado largo. Seguro que vosotros tenéis también vuestros favoritos, ¡para eso están los comentarios! Comentad, comentad sin miedo… 😉

Anuncios

14 pensamientos en “Retro chuches

  1. chrom dice:

    Que recuerdos!!, que bacanales de azúcar y sal en los bancos de la plaza!!, ahora me como tres gominolas y me siento el estomago sucio.
    Me ha encantado el tema, gracias a ti he recordado los chimos que yacían olvidados en algún cajón de mi memoria, sin embargo los caramelos de drácula los venden aquí en la tienda de chuches del carrefour…si quieres te pillo una bolsa, ejejjeje.
    Por cierto los petazetas también se merecen estar en el podio de honor de las chuches.

  2. sunne dice:

    hayhayhay. pero que gusa me ha entrado” que ricos””

    y las nubes, las nubes me vuelven loco””

  3. El Tabernero dice:

    No, no, no, no… ¿Cómo una persona que hace una lista tan buena…olvida los Peta Zetas ?
    Esto es inadmisible… exijo una satisfacción. 😉

  4. Lucía dice:

    Los palotes!!! La de años que hará que no he visto ninguno …

    Otros si que son incombustibles,jeje.

  5. La Rizos dice:

    Uf, a mí me encantaban los caramelos drácula, las bolitas de anis y los caramelos esos que eran flores de color violeta. Si me preguntan a qué sabían esos caramelos, diré que… saben a violeta, no tengo otra explicación XD ¡Ah! ¿Alguien se acuerda de aquellos cheetos que sacaron que eran como pequeños tubos? Estuvieron solo un par de años en el mercado, mientras que sus compis las bolitas de queso se quedaron muchos años más. Aissss qué habrá sido de ellos, con lo que yo les quise 😛

  6. picomike dice:

    chrom, Tabernero, tenéis razón en que dejar fuera los Peta Zetas es inadmisible en una lista como esta, pero no los he olvidado. Es solo que tengo muchas más cosas que se me han quedado fuera y anoche pensé en hacer una segunda parte de este post y reservé los Peta Zetas para que hubiera algún peso pesado en la nueva lista 😉

    sunne, a mí las nubes nunca me han convencido! Y es raro porque les gustan a todo el mundo…

    Lucía, pues de esos puedo dar fe de que siguen vendiéndose! Qué buenos…

    Rizos, algo recuerdo vagamente, ¿pero eran Cheetos? A ver si alguien lo sabe, lo tengo que investigar!

  7. Fi2 dice:

    Ayyyyyyyyy me encantaaaaaaaaan, yo de hecho sigo tomando esas cosas, asi que para mi no estan muy en el olvido. Pero hay algo que hace muuuuucho tiempo que no tomo y me apasionaban!! Los cigarrillos de chocolateeeeeeeeeeeeeee!!!

    Donde los puedo conseguir????

  8. El Tabernero dice:

    Es posible que los Cheetos que dice La Rizos estuviesen en el mercado cuando las mascotas de Cheetos eran tres ratones. Cada uno era la mascota de un producto que, si no recuerdo mal, eran gusanitos naranjas, los que dice La Rizos y las bolas de queso.

  9. pippilota dice:

    De toda la lista los que mas me gustaban eran los chimos… que recuerdos….
    Y uno que no está pero que también me encantaba era un chicle que venia en un tubo, no consigo acordarme del nombre, pero era una pasada, podias meterte en la boca toda la cantidad que quisieses o que te cupiese… vaya globos que salian… y su olor y su sabor a fresa… buufff inolvidables.
    Si alguien se acuerda del nombre y sabe si aun lo venden en alguna parte que lo diga porfa…
    bsns

  10. LaGeller dice:

    Dios, qué hambre me está entrando (y qué nostalgia)

  11. Ana dice:

    soy fan de los chimos…me recuerdan a mi infancia, a mi abuelo que era el que me los compraba y a mi hermano porque me mataba viva con él cuando me los quitaba…jem…y los sugus…y los palotes…vaya que soy carne de azúcar….jem!….muak

  12. picomike dice:

    Fi2, yo los vi la última vez en un puesto de turrones de una feria de pueblo, pero creo que pueden hacer diez años ya perfectamente…

    Tabernero, me acuerdo de los Mosquecheetos y de las gomas de borrar que regalaban, pero sigo sin asociar esos tubos que dice Rizos con Matutano. Lo he buscado y no encuentro nada, estoy intrigadísimo.

    pippilota, anda que no he comprado yo tubos de esos! Tampoco consigo encontrar nada de ellos…

    LaGeller, pues imagínate yo escribiendo esto!

    Ana, a que a ti también te gustaban más los chimos morados? Mira que estaban buenos!

  13. maría rey dice:

    Hola, quería presentaros este grupo de Facebook de apoyo para los fans del Frigurón:

    http://www.facebook.com/?ref=logo#!/group.php?gid=104472273517

  14. javalinquin dice:

    El friguron estaba buenisimo.Los popeyes por su bajo precio me hinchaba a tomarlos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: